Rumbo al cambio verdadero

MORENA la esperanza de México

By

Shaila Rosagel

Un gobierno débil y caballos nuevos en la cuadra aceleran la competencia 2018 en el DF
PrecandidatosDF

La irrupción y los triunfos del Movimiento de Regeneración Nacional en la capital del país, combinado con los yerros y críticas contra la administración de Miguel Ángel Mancera Espinosa y la crisis del Partido de la Revolución Democrática (PRD) han adelantado los tiempos para quienes aspiran al Gobierno del Distrito Federal en 2018. Tal y como sucede con quienes se sienten con capacidad para llegar a la Presidencia de la República y relevar a Enrique Peña Nieto, en la Ciudad de México no hay ya rubor para, aun a la mitad del sexenio de Mancera Espinosa, incluso autodestaparse, aunque otros se mantiene a la vera esperando su oportunidad. Rosario Robles, Ricardo Monreal, Martí Batres, Claudia Sheinbaum, Xóchitl Gálvez, Carlos Navarrete, Mauricio López, entre otros, ya trotan sobre un camino que será largo y desgastante, todos miden fuerzas y estiran los músculos, y se preparan para un sprint que, se ve venir, será de fotografía. A partir de esta entrega, y cada tres meses, SinEmbargo medirá las posibilidades, avances y retrocesos de esta caballada que está ya en la parrilla de salida, además de otros, caballos negros quizá, que se sumen a está histórica carrera, donde el PRD corre el riesgo de perder la capital que gobierna desde 1997: ¡Arrancaaan!

(Sinembargo.Mx)

Shaila Rosagel

 
Mas de

Shaila Rosagel

Ciudad de México, 14 de diciembre (SinEmbargo).– La llegada del nuevo partido político que fundó el ex candidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador, Movimiento Regeneración Nacional (Morena), modificó las variables y el escenario político de la capital del país, acostumbrada desde 1997 a que el candidato del Partido de la Revolución Democrática (PRD) fuera el próximo Jefe de Gobierno del Distrito Federal.

Por primera vez en dos décadas, los capitalinos no saben con exactitud quién será su nuevo gobernante. Morena entró triunfante en a carrera, el pasado 7 de junio.

El nuevo jugador avanzó velozmente en la competencia, y le arrebató al PRD la mitad de las delegaciones que gobernaba y la mitad de los diputados locales, modificando la composición de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF).

La llegada de Morena a la competencia por el poder, se suma a otro factor que pone en duda la continuidad del PRD: la administración de Miguel Ángel Mancera Espinosa, el actual Jefe de Gobierno que ha conseguido el cargo con la mayor cantidad de votos sumar el 63.5 por ciento de los sufragios de capitalinos que votaron en 2012. Sin embargo, a la mitad de su gestión, su popularidad ha caído significativamente, como han mostrado las periódicas encuestas de algunos diarios como Reforma.

Una encuesta de Reforma publicada en diciembre, indicaba que la desaprobación ciudadana del Jefe de Gobierno alcanzaba el 60 por ciento. Dicho porcentaje, que se había mantenido así desde julio de 2014, era el más alto desde que el diario comenzó con el ejercicio, en abril de 2013, cuando el nivel de reprobación del mandatario local fue de 26 por ciento.

En abril de este año Mancera continuaba con los mismos niveles de desaprobación, pues sólo 40 por ciento de los capitalinos aprobaban su gestión. Para agosto, una encuesta del mismo diario reveló que los habitantes de la Ciudad de México calificaron con 5.7 la gestión del mandatario y el porcentaje de aprobación bajó a 37 por ciento.

El 67 por ciento de los líderes de opinión consideraron que Mancera no tiene un buen desempeño y 49 por ciento de los capitalinos dijo que a pesar de los cambios que había aplicado en su gabinete, las cosas seguirían igual.

Para los analistas, el actual Jefe de Gobierno desperdició la aceptación y la popularidad con la que llegó al poder.

Consideran que Mancera dejará un mal sabor de boca en los capitalinos: inseguridad, represión en las calles, la negación de que en la ciudad operan cárteles del crimen organizado, cuando hay ejecuciones en colonias como Condesa y amanecen cuerpos colgados de puentes de Iztapalapa.

El factor Mancera y el factor Morena, ponen en duda de que el PRD pueda ser el vencedor en 2018.

MORENA VA POR LA LIBRE

Morena ya arrancó públicamente su carrera rumbo al 2018 y le declaró la guerra al gobierno local: el pasado 25 de octubre López Obrador acusó en su cuenta de Twitter a Mancera Espinosa de estar aliado con el Partido Revolucionario Institucional (PRI), con Acción Nacional (PAN) y con los perredistas para enfrentar a Morena.

La manzana de la discordia fue la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), en donde Morena posee la primera minoría, la cual fue relegada en el reparto de las presidencias de las comisiones y comités – consideradas como las “triple A” por ser las más representativas– por una alianza de los nueve partidos restantes. A Morena le dejaron las comisiones que propuso desaparecer.

Morena obtuvo 19 presidencias de comisiones y comités menores. El PRD argumentó que actuaron conforme ley y de acuerdo a la proporción que le correspondía por el número de sus diputados. El resto de los partidos en la ALDF argumentó que el partido del tabasqueño no estuvo en las negociaciones, porque no quiso. En la repartición los más beneficiados fueron el PRI y el PAN, a pesar de poseer una minoría de diputados.

Entonces, Andrés Manuel tuiteó: “Morena ganó en el DF, pero el acuerdo Mancera-PRI-PAN-PRD nos dejó sin presidencias de comisiones en la ALDF. Nombraron a incondicionales”.

Desde ese momento, el discurso de Morena ha sido radical: ganarán la ciudad en 2018 y sacarán al PRD del poder. Ya no hay tregua con Miguel Ángel Mancera a quien ligan totalmente con el PRI.

Pero para ganarle a un PRD, que aunque a nivel nacional está debilitado, en la ciudad aún posee operadores políticos fuertes que pueden conducir con destreza a sus bases, Morena necesitará más que el deseo de gobernar.

LOS PRONÓSTICOS

Salvador Mora Velázquez, politólogo de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), indica que la elección de la próxima jefatura será “altamente cerrada”.

El triunfo de Morena sobre el PRD dependerá de los recursos con los que finalmente pueda trabajar en las delegaciones del DF, indica.

“El PRD tiene la delantera. El uso del recurso público va a jugar mucho, le dará el vuelco a la campaña electoral de 2018. Dependerá de cómo la gente del PRD haya estado trabajando para hacer leña sobre los recursos de las delegaciones de Morena, para que tenga menos capacidad de gestión”, señala.

Mora Velázquez explica que una de las estrategias de Morena es cautivar el voto de los jóvenes. De ahí la propuesta de crear universidades y centros educativos en las cinco delegaciones que gobierna.

“Morena tiene que ser más mesurado en sus alcances: una Jefatura no es un estado de la República. No te da los recursos suficiente”, dijo.

María Eugenia Valdés Ochoa, experta en procesos electorales, padrón electoral y sistema político de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), señaló que el partido de Andrés Manuel lleva las de ganar.

En las elecciones del 7 de junio, expresó, era previsible que el PRD perdiera posiciones, pero “no tantas”.

Para la analista, López Obrador operó en la Ciudad de México desde 1997, cuando llegó Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano al poder en el GDF y más tarde, cuando fue Jefe de Gobierno, consolidó su liderazgo.

El Distrito Federal es de López Obrador afirmó. Sobre todo porque en las elecciones de este año, el PRD ganó aliado con el Partido del Trabajo (PT) y con el Panal (Partido Nueva Alianza).

Con el PT sin registro, las elecciones de 2018 se prevén difíciles para el Sol Azteca, aunque jugará a su favor en la carrera su experiencia política que aprovechará la inexperiencia de los políticos de Morena.

“Los del PRD están haciendo muy bien su trabajo a nivel de la cúpula y Morena se está viendo muy poco entrenada para mantener el sitio que les corresponde, por sus votos: no están sabiendo ejercer el poder que les dio el voto. Eso me parece que es muy lamentable, pero muy explicable, porque en general es una nueva clase política. Aún así, yo creo que no tendrán problemas para hacerse del GDF, porque ahorita el problema es en el Legislativo y no en el Ejecutivo. A nivel de jefes delegaciones, son gente más experta, más probada”, explicó.

Valdés Ochoa indicó que la Jefa Delegacional de Tlalpan Claudia Sheinbaum Pardo, por Morena, puede ser una opción atractiva para ganar la carrera, así como Monreal Ávila, un político probado.

“Ellos son algunos, pero habrá otros. Son gente más experta y más probada. Donde no la tienen fácil los morenos es en el Legislativo, les falta mucho colmillo, pero aún así Morena viene fuerte, por Andrés Manuel”, consideró.

Los expertos y fuentes consultas por SinEmbargo coincidieron en varios nombres que corren a partir de ya en la carrera por el GDF. Algunos se quedan en una lista general, porque son considerados prospectos, pero no se mencionan como las cartas fuertes de sus partidos.

Entre ellos están Patricia Mercado Castro, actual Secretaria de Gobierno del DF y Héctor Serrano Cortés, ex Secretario de Gobierno de Mancera. Ambos poseen la trayectoria y la fuerza política para ser candidatos por el PRD. La ex Gobernadora de Zacatecas, Amalia García Medina aparece como una mujer con posibilidades de ser candidata. En el camino por el Partido Acción Nacional (PAN) están el Diputado federal Federico Döring Casar, la Senadora Gabriela Cuevas Barrón y el presidente del blanquiazul en el DF, Mauricio Tabe Echartea, mientras que por el PRI el ex Delegado de Cuajimalpa, Adrián Rubalcava Suárez aspira a ser electo por PRI como el candidato.

El ahora Asambleísta Rubalcava Suárez y quien fuera su vocero Alejandro Zapata Sánchez, están involucrados, junto con Juan Carlos Zaragoza Ríos y Danna Vázquez, en una red de acoso a periodistas documentada por la Unidad Científica de la Policía Federal por orden de un Juez. El priista presentó siete recursos de amparo para evitar su detención, pero el Juzgado Primero de Distrito en Materia de Amparo Penal del Distrito Federal los desechó.

Con esos recursos Rubalcaba y su ex vocero impugnaban las averiguaciones previas abiertas por su presunta participación en una organización dedicada a realizar ataques a enemigos políticos, medios de comunicación y periodistas. La decisión del Juez, que no fue apelada, es ya irrevocable.

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………

LOS CANDIDATEABLES

Al margen de estos nombres, hay otros que forman parte de una lista más selecta. De ellos, coincidieron varias fuentes consultadas por SinEmbargo, saldrá el candidato de los cuatro partidos principales: PRD, PAN, Morena y PRI, para la contienda de 2018.

Estos aspirantes ya se encuentran apostando todo por ser los elegidos.

Alejandra Barrales Magadaleno

Martí Batres Guadarrama

Salomón Chertorivski Woldenberg

Bertha Xóchitl Gálvez Ruiz

Héctor Mauricio López Valázquez

Ricardo Monreal Ávila

Carlos Navarrete Ruiz

Rosario Robles Berlanga

Jorge Romero Herrera

Claudia Sheinbaum Pardo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *