Radiocoapa

Rumbo a la cuarta transformación de México

By

Bernardo Barranco V.

Fortalecer la democracia electoral

(La Jornada)

 

 

Mas de

Bernardo Barranco V.

Hace un año las críticas por faltas y omisiones del Instituto Nacional Electoral (INE) frente a los procesos en los estados de Coahuila y México desplomaron su credibilidad. Parametría reportó una desconfianza de más de 60 por ciento. Ante los señalamientos de actores de la sociedad civil organizada se demandó la renuncia en pleno del Consejo General. Ahí, Lorenzo Córdova nos regaló una perla fallida de autodefensa al advertir que cuestionar al INE es dañar la democracia y abrir el paso al autoritarismo. Debíamos, por tanto, abstenernos de criticar al INE porque seríamos responsables del advenimiento de una dictadura. Ahora nuevamente el INE está en medio de la polémica en torno a la multa que impuso a Morena, a propósito del fideicomiso que dirigentes, militantes y simpatizantes de ese partido constituyeron para dar donativos a damnificados del sismo. En tanto el tribunal resuelve este complicado caso, han vuelto a aflorar animosidades contra el árbitro electoral. Incluso el próximo presidente de la República calificó la acción de venganza y volvió a advertir la partidización de los consejeros. Se reabre una herida profunda, la desconfianza no sólo entre los actores políticos hacia las autoridades electorales, sino entre los propios consejeros que se reprochan parcialidad y amparar posturas partidistas. Ante los resultados tan holgados en la elección de julio en favor de AMLO, algunos consejeros echaron a volar las campanas, pues los numerosos errores y omisiones del INE pasaron casi imperceptibles, pero ahí están y ameritan ser evaluados con actitud crítica. La ciudadanía tiene derecho a la democracia y sus gobiernos e instituciones de Estado tienen la obligación de promoverla, recrearla y defenderla. Como diría Peter Druker: La mejor estructura no garantizará los resultados ni el rendimiento. Pero la estructura equivocada es una garantía de fracaso. Por ello tenemos la obligación de repensar y fortalecer al INE como una institución ancla en la democracia electoral y la estabilidad del país.

Read More

By

Bernardo Barranco

Las elecciones en México bajo el infernum

(La Jornada)

 

 

 

Mas de

Bernardo Barranco

En estos días recién empieza a aparecer en los estantes de las librerías, el libro titulado El infierno electoral: el fraude del estado de México y las próximas elecciones de 2018, de editorial Grijalbo. Texto colectivo que coordiné. Recoge, con miras a las actuales elecciones, las diversas rapacidades electorales que se usaron en las pasadas elecciones mexiquenses en 2017. Son varios ensayos escritos, en su mayoría, por ex consejeros electorales en el estado de México que han actuado desde 2000 a la fecha. Actores que tienen información vivida o de primera mano que permite denunciar y analizar con autoridad, así como contar con conocimiento de causa directa. En El infierno electoral, se analiza la resignificación de la elección de Estado, es decir, la clandestina conversión del aparato de gobierno en un poderoso aparato electoral; el uso indebido de los programas sociales que manipula y explota electoralmente la pobreza de millones de mexicanos; la coerción y guerra sucia contra opositores acechantes; la dispersión del voto mediante subterráneas alianzas, y uso de los candidatos independientes. Así como empleo de métodos del crimen organizado para intimidar la oposición mediante acciones ilícitas del llamado terrorismo electoral. También se aborda el uso faccioso de las instituciones electorales, institutos y tribunales, tendientes a favorecer a los candidatos del poder. Toda esta galería dantesca, coloreada de cinismo, representa el alto riesgo de la regresión. Es el retorno a las viejas prácticas del sistema autoritario y del abuso del poder, como la tortura eterna que advertían las antiguas religiones, el lugar del submundo donde moran los fratricidas perversos. Ganar el poder no importa cómo, obtenerlo no importa con qué ni con quién. El uso de recursos económicos y logísticos ilimitados como el primer acto de corrupción electoral solapado por las autoridades y los medios. Algunos veteranos analistas expresarán un dejá vu, por ello, surge la preocupación del estancamiento, pese a las continuas reformas electorales que han servido de poco y ahora ronda el espectro del retroceso.

Read More

By

Lorenzo Meyer

¿Kamikazes o desvergonzados?

(El Siglo de Torreón)

 

 

Mas de

Lorenzo Meyer

Una de dos, el peñanietismo ha optado por una ruta kamikaze o considera que le tiene tan bien tomada la medida a la sociedad mexicana y al sistema internacional, que apuesta a ganar la próxima elección presidencial a pesar del descrédito que le ha traído el no cambiar un ápice los malos usos y costumbres del viejo PRI. Hoy el 83% de los ciudadanos mexicanos están poco o nada satisfechos con la naturaleza de la actual “democracia mexicana”, (Latinobarómetro, 2017) y en el contexto externo se sabe bien de las perniciosas prácticas gubernamentales mexicanas. Transparencia Internacional, en su encuesta de 2016 le asigna a México un puntaje de apenas 30/100 en materia de corrupción y el lugar 123 de entre 176 países investigados, (www.transparency.org/country/MEX). En fin, que tanto dentro como afuera, hay clara consciencia de las serias fallas de México como sistema político.

Read More

By

Álvaro Delgado

 

INE descréditoAcusado reiteradamente de estar controlado por el PRI, el Instituto Nacional Electoral realizó su primer movimiento antes de las elecciones del próximo año: la integración de los organismos electorales locales en 18 estados. El priismo aparece en todos los casos como fuerza preponderante. “Son órganos partidizados”, dice el PAN. “Es el triunfo de la PRI-bancada”, señala el PRD. Pero Lorenzo Córdova, presidente del instituto, asume su defensa y reafirma que éste es “independiente” e “imparcial”.

(Proceso No. 1979)

Álvaro Delgado

 

Mas de

Álvaro Delgado

Con apenas cinco meses de vida, el Instituto Nacional Electoral (INE) inicia el proceso electoral federal de 2015 descalificado en su independencia y honorabilidad por la oposición, la cual lo acusa de someterse al PRI en su primera decisión clave: el nombramiento de 126 consejeros en 18 estados.