Radiocoapa

Rumbo a la cuarta transformación de México

By

Carlos Fazio

Sobre el Así no del CMN

(La Jornada)

 

 

Mas de

Carlos Fazio

México vive en la coyuntura de una aguda lucha de clases. Una violenta lucha de clases promovida por los que mandan: los barones del dinero. Se trata de una violencia impulsada por una minúscula clase capitalista trasnacional (CCT), que ha integrado a México al nuevo sistema globalizado de producción, finanzas y servicios. La CCT está formada por los propietarios y gerentes del capital trasnacional, que operan como agentes del capitalismo global. Sus intereses radican en promover circuitos de acumulación de capitales globales; no nacionales. Pero como dice William I. Robinson, a pesar de la retórica del fundamentalismo del mercado total, el sistema capitalista no puede sostenerse únicamente mediante las relaciones de mercado. Para funcionar, el capitalismo requiere del Estado. Por eso, con mayor profusión desde los años 90 del siglo XX, de la mano de la dictadura del pensamiento único neoliberal, al igual que en los centros de poder hegemónico, la clase capitalista trasnacional mexicana viene impulsando una insurgencia plutocrática (Robert Bunker) para subordinar al Estado.

Read More

By

Rolando Cordera Campos

Sobre el México que podemos tener

 (La Jornada)

 

 

Más de

Rolando Cordera Campos

No: no se trata de volver atrás. Los tiempos del presidencialismo autoritario y sus derivadas en el arbitraje supremo de la política y las grandes decisiones en la economía ya pasaron. Mas esta constatación, que muchos convirtieron en mantra, no nos resuelve muchos de los dilemas que tenemos que dilucidar para encontrar la salida del laberinto político y económico en que estamos.

Read More

By

Lorenzo Meyer

No todo es corrupción, pero…

(El Siglo de Torreón)

 

 

Mas de

Lorenzo Meyer

Al  concluir el ciclo de la Revolución Mexicana -1910-1940- con el cardenismo, México entró en una etapa de estabilidad política relativa. Ello fue posible porque ya habían fraguado los cimientos de un contrato social más o menos efectivo que legitimó al presidencialismo autoritario. Al menos eso reflejaron la cohesión de la élite y las encuestas sobre la cultura cívica de la época, (Gabriel Almond y Sidney Verba, The civic culture: political attitudes and democracy in five nations, [Princeton, 1963]). Siempre se tuvo conciencia de vivir en un entorno no democrático, pero también en un régimen que prometía “justicia social” a campesinos y trabajadores, que abría oportunidades a las clases medias y que a los grandes empresarios les ofrecía un mercado interno protegido. Y la democratización política era tema pospuesto, pero no cerrado.

Read More

By

Eliezer Morales Aragón, Juan José Dávalos López

El necio afán de vender a México

saqueo libroLos abusos y arreglos políticos que engendraron la reforma energética –proyecto que en términos llanos significa legalizar el saqueo de los recursos naturales de México por manos privadas nacionales y extranjeras– ocurrieron no sólo merced a costosos equívocos, sino también a oportunismos, engaños y manipulación, razón por la cual “son y serán insostenibles”. Esta es una de las conclusiones del Foro Petróleo y Nación, en el que convergen numerosos especialistas, con el respaldo de la Facultad de Economía de la UNAM. Los documentados ensayos que dieron sustento a dicha iniciativa académica fueron compilados en el libro Reforma para el saqueo, publicado por Ediciones Proceso y coordinado por Eliezer Morales Aragón y Juan José Dávalos López. Aquí se adelantan fragmentos de la Presentación y la Declaración a la Nación.

(Proceso No. 2024)

Declaración a la Nación*

Eliezer Morales A 

Eliezer Morales Aragón

Juan José Dávalos López

La ciudadanía ha contemplado, azorada, la rapidez (fast track) con la que recientemente se modificó el contenido principal de los artículos 25, 27 y 28 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. En unas cuantas horas se destruyó, en perjuicio del interés general, lo que al país le costó décadas de lucha y de experiencia productiva. Mediante la consumación del trámite legislativo de la denominada Reforma Energética, en un proceso acelerado al grado extremo, la clase política mexicana en turno dejó en ruinas algunos de los postulados más importantes de nuestro pacto social, entre los que destacan la soberanía nacional y también la de los estados de la República Mexicana. No sólo se cambió la norma, sino que fueron agredidas de manera perversa varias de las piedras miliares de nuestra convivencia social. Nos indigna la anulación de nuestra democracia en sus términos esenciales y ver que lo que se nos presenta como un proceso democrático es, en realidad, una imposición de carácter oligárquico. Los gobernantes nos hablan como ciudadanos pero nos tratan como vasallos.

Read More

By

Adolfo Sánchez Rebolledo

Odille: ¿y el Estado?

(La Jornada)

 

Adolfo-Sánchez-Rebolledo

 

Mas de 

La destrucción causada por Odille en Baja California Sur dejo al descubierto las fragilidades de nuestra sociedad. Si bien en este caso las alertas funcionaron a tiempo y las ayudas públicas y privadas se multiplicaron, reduciendo el número de víctimas fatales, lo cierto es que, una vez más, el huracán magnificó, como se advierte en los manuales oficiales,la elevada vulnerabilidad de la sociedad y la economía. Ya no es sorpresa, sino la regla, que la vulnerabilidad se halle férreamente condicionada por la pobreza en la que sobreviven más de 60 por ciento de los damnificados que habitan zonas de riesgo, es decir, regiones marginadas carentes de servicios, generalmente expuestas a peligros mayores. En el caso de los municipios más afectados por Odille también fue así, con la agravante de que el meteoro destruyó prácticamente toda la red eléctrica y el suministro de agua, amén de la infraestructura de comunicaciones, los aeropuertos, la planta hotelera, en fin, un desastre en forma que, afortunadamente, no arrasó con tantas vidas humanas.

Read More

By

Alejandro Encinas

¿Y los mexicanos cuándo?

(El Universal)

 

alejandro-encinas_1__-altorre-_3_

 

Mas de

Alejandro Encinas

Con bombo y platillo se festinan las reformas estructurales; se anuncian obras e inversiones millonarias; el arribo masivo de capitales extranjeros, la generación de decenas de miles de empleos. México —dicen— se está moviendo, pero ¿hacia dónde?

A pesar de la estridencia en los festejos de la oligarquía mexicana y sus súbditos, y de la abrumadora campaña de publicidad que anuncia lo que va a hacer el gobierno de Peña Nieto y no lo que ha hecho, todos los indicadores de gobernabilidad continúan a la baja.

Read More

By

Elena Poniatowska

Arnaldo Córdova y el amor

(La Jornada)

Poniatowska

 

Mas de

Verlo en las reuniones en casa de Lilia y Chema Pérez Gay era un espectáculo. Ya sentado en el gran sofá de la izquierda, empezaba a gesticular, a sacudir la cabeza, a alzar los hombros, a enojarse y uno se preguntaba quién domaría a este hombre de una inteligencia implacable. Siempre a contracorriente, se levantaba como resorte a protestar, a interrumpir al orador en turno, a demostrar que estaba equivocado. Su campo magnético era mucho mayor que el de cualquiera. A a su lado, Antonio Gershenson, aplastado como flan de sémola, cerraba los ojos quizá para abrirlos un minuto más tarde y rebatirlo.

Read More

By

Adolfo Sánchez Rebolledo

Arnaldo Córdova

(La Jornada)

Adolfo-Sánchez-Rebolledo

 

Mas de

Un día el nombre de Arnaldo Córdova se hizo más y más familiar entre los intelectuales y militantes de la izquierda mexicana. Sus ensayos y artículos nos sorprendieron por la calidad teórica que los distinguía, pero sobre todo por la originalidad de los planteamientos en torno de un viejo tema de la historiografía nacional: la Revolución Mexicana. Recuerdo vivamente un texto sobre Zapata donde Arnaldo reac­cionaba contra la visión oficialista del héroe y la interpretación romántica del revolucionarismo militante, para explicar, como apuntó aquí Pedro Salmerón Sanjinés, por qué la insurgencia de las masas campesinas armadas, ante la imposibilidad de constituirse en un verdadero poder político, terminó vencida por las fuerzas cuya finalidad no era otra que la de construir el Estado, un poder autónomo sobre la sociedad en su conjunto.

Read More