RADIOCOAPA

Rumbo a la cuarta transformación de México

By

Hugo Aboites

AMLO, NAIM, CNTE y AMM

(La Jornada)

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

En días recientes el ya Presidente López Obrador ha mostrado una importante capacidad para entender y actuar exitosamente en contextos claves: Aeropuerto de Texcoco, la relación con la CNTE y, ahora toca, el Arma de Migración Masiva (AMM), dirigida desde Centroamérica hacia el blanco Trump y lo que representa en Estados Unidos.

Read More

By

Hugo Aboites

2018

(La Jornada)

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

Sería una falsedad decir que en los resultados electorales no contribuyeron los 20 años de luchas de estudiantes por la gratuidad, el acceso a la educación, sus muertos (incluyendo jovencitas que se suicidaron), los millones de excluidos y su voluntad de rebelarse. Y también falso, afirmar que poco aportaron los maestros que como nadie salieron al paso del pacto y su reforma educativa, que la encararon con la misma valentía que tuvieron los 43 normalistas, y que luego contribuyeron decisivamente a la prematura muerte del sexenio y al descrédito de la derecha empresarial. Estudiantes y maestros al mismo tiempo que comunidades indígenas, pueblos y barrios organizados, mujeres que incansablemente buscaron a sus muertos y desaparecidos con su lucha y ejemplo, pero también con su dolor y su rabia, contribuyeron a crear un increíble ánimo nacional de ya basta que vio en López Obrador un resquicio, y que por ahí se coló para ganarles a los de siempre en cada rincón del país, y en su propio terreno electoral, voto por voto, casilla por casilla. El voto podrá ser individual y el líder carismático, pero eso no basta, siempre tendrá que haber, estructurando y convocando, una fuerza social organizada y libre. Gracias a la construcción de esa voluntad masiva se detuvo la violencia de los violentos y el fraude de los corruptos. Y los que siempre ganaban ahora tuvieron que esconder su derrota en loas y falsos abrazos. Decían de la élite romana que se había montado en la grupa del caballo de los vencedores, cuando todavía no se había apagado el incendio de los templos y palacios de la Roma desolada.

Read More

By

Hugo Aboites

 Los niños y el muro

(La Jornada)

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

El llanto y la angustia de miles de niños migrantes enjaulados han dado un fuerte golpe a la idea de frontera de Donald Trump; la misma, por cierto, que sin obstáculo las autoridades mexicanas han dejado que se construya.

Read More

By

Hugo Aboites

CNTE, elecciones y represión

(La Jornada)

 

 

Más de

Hugo Aboites*

La presencia de los y las maestras de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en la capital del país y en pleno momento electoral está llena de significados, pero ahora más al aparecer el ominoso componente de la violencia represiva que sufrieron apenas antier a las puertas de Televisa a manos de la policía local. Se reportan heridos graves y desaparecidos (Laura Poy, La Jornada, 08/06/18).

Read More

By

Hugo Aboites

Elección y exámenes de ingreso a la educación

(La Jornada)

 

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

Por lo menos desde 2016, el candidato Andrés Manuel López Obrador se ha pronunciado sin ambigüedades por la eliminación de los exámenes de selección y la ampliación de los lugares disponibles en las universidades públicas. El compromiso y, además, la forma en que lo plantea (vamos a cancelar los exámenes; eso se va a suprimir) han generado respuestas escandalizadas. Desde el extremo de alguien que se presenta como jefe de brigada de las SS hitlerianas y que señala que no se puede, sería un completo caos, https://www.sdpnoticias.com/nacional/2016/08/27/ofrece-amlo-), hasta comentarios serios que cuestionan lo que consideran una injerencia en la autonomía universitaria y un atentado contra la calidad de la educación.

Read More

By

Hugo Aboites

Ahora, el malestar universitario

(La Jornada)

 

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

La educación continúa siendo uno de los terrenos más álgidos y, a la vez, uno de los más determinantes del futuro de las elecciones (y del país). Pero no sólo en la educación básica, donde parece concentrarse el debate e incluso la confrontación. Hay que agregar que desde varias instituciones ya se perfila una próxima irrupción de las universidades públicas y autónomas para reclamar lo que desde hace tres décadas se les ha negado: el reconocimiento pleno como columna vertebral de la educación superior del país.

Read More

By

Hugo Aboites

Cultura universitaria, jóvenes y violencia

(La Jornada)

 

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

No sólo es un periodo álgido por las elecciones. También porque algunos de los grupos empresariales y políticos más agresivos sienten que las cosas pueden cambiar y eso les alarma profundamente. Por lo que haga un nuevo y distinto gobierno, pero también porque con su llegada, las organizaciones y grandes conjuntos sociales pueden leer que se abren más posibilidades de construcción de acuerdos distintos. Incluso si no se avanzara mucho en esa dirección sienten que se pondría un freno a la actual loca carrera hacia la privatización y comercialización de todo lo imaginable. No pueden dejar de presionar, ni siquiera momentáneamente, a comunidades que no quieren aeropuerto, a grandes grupos sociales que rechazan la desforestación, la explotación minera ecocida, y que ya no quieren asesinatos, desapariciones, desempleo, inflación y bajos salarios. Y para los que tienen prisa, la cultura –desde la originaria hasta la de la autonomía universitaria– es un obstáculo formidable porque desafía el sinsentido de lo que hacen, denuncia sus consecuencias, explica en un marco más amplio lo que ocurre, abre nuevos horizontes más allá del consumismo y de la ganancia, y especialmente, porque invita poderosamente a cambiarlo todo, a crear nuevos mundos y nuevas maneras de ver las cosas. Y eso atrae con fuerza enorme a los jóvenes, hoy actores clave.

Read More

By

Hugo Aboites

2018: la urgencia de un nuevo proyecto

(La Jornada)

 

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

Les tomó años, pero los impulsores del cambio de rumbo han conseguido crear en México una crisis que ahora se reproduce a sí misma. Y ante ella, los gobiernos aparecen paralizados e incapaces de ejercer control. Los rebasa lo explosivamente cotidiano: aumentos en gasolina, gas, alimentos; los bajos salarios, desempleo, carencia de lugares en la educación, inflación, corrupción rampante. Pero también el sismo y las viviendas y escuelas, desplazamientos brutales de personas, pérdida de libertad como país, narcotráfico, desapariciones, asesinatos para todos, especialmente para periodistas, políticos, activistas de derechos humanos y mujeres. Y, finalmente, en un proceso electoral que aún no comienza, se abrió ya imparable la cuenta de la barbarie de asesinatos y graves agresiones físicas, también en la capital, contra Claudia Sheinbaum y Ángel Bolaños de La Jornada. Una escena general que el poeta Yeats ya describía en las horas negras de Irlanda en 1919: las cosas se caen a pedazos, el centro ya no sostiene. La marea de sangre se ha desatado, y en todas partes el ritual de la inocencia ha sido ahogado; los mejores carecen de convicción y los peores rebosan de apasionada intensidad….

Read More

By

Hugo Aboites

La herencia

(La Jornada)

 

 

Mas de

Hugo Aboites*

En 2007, Robert Hertztein, ex secretario de Comercio Internacional de Estados Unidos y uno de los negociadores del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) reveló que en los ochenta, en reunión del Comité de Negocios México-Estados Unidos, “los empresarios mexicanos estaban en shock por la nacionalización de la banca y ahí mismo se estableció un acuerdo que aseguraba para el futuro algunos lineamiento para la protección de inversiones [mexicanas]…” Este acuerdo preliminar derivó luego en un acuerdo internacional que asegura que en adelante un gobierno mexicano jamás podrá decretar unilateralmente una nacionalización. Ese acuerdo es el TLCAN (el mismo que ahora Trump quiere echar abajo), y fue la manera de preservar hacia el futuro y como intocable el territorio económico y político de una poderosa clase social en México. (Ver Aboites, H. La medida de una nación: 167).

Read More

By

Hugo Aboites

Una jornada aleccionadora

(La Jornada)

 

Hugo Aboites

 

Mas de

Hugo Aboites*

El conflicto laboral en La Jornada, afortunadamente ya en ruta de solución, condensa elementos y ángulos que nos permiten ver de maneras distintas la compleja realidad que vivimos. Lo primero notable es la huelga misma; en México ya casi no hay huelgas, y, menos, en un diario importante. Esto puede deberse a las características tan particulares que tiene el trabajo periodístico (aunque no el de apoyo) muy diferentes a las del quehacer industrial e institucional. Pero además puede influir que en los diarios comerciales es difícil siquiera pensar en alguna lucha; la organización laboral tiende a ser muy vertical, las condiciones de trabajo sumamente subordinantes y no hay vida sindical. La idea de ir a la huelga puede parecer menos lejana en un proyecto con una larga vida de ejercicio de una perspectiva social progresista, donde las huelgas que se reportan de manera destacada no son las de maniobras de líderes corruptos sino verdaderas expresiones de malestar social.

Read More

By

Hugo Aboites

La rebelión de los científicos y la política profunda

(La Jornada)

 

Hugo Aboites

 

Mas de

Hugo Aboites*

Hace unos días, en un sorprendente acuerdo, los partidos mayoritarios en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal aprobaron como de urgente y obvia resolución, nada menos, el exhorto a la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) para que “sancione a la doctora (una destacada investigadora internacional del cambio climático)… por realizar actividades prohibidas a su nombramiento como investigadora de tiempo completo” (Estenográfica 18/4/17. Páginas 40-42, paréntesis nuestro). Es decir, por transgredir la legislación de la UNAM. El problema real es que la científica tiene una filiación política y la ejerce ocupando un puesto de elección popular. Se ha convertido entonces a la Asamblea en juez que puede determinar quién viola la legislación de una institución autónoma y, luego, llamar a esa universidad a sancionar. Así las cosas, pronto veremos que es de urgente y obvia resolución someter a escrutinio a cualquier institución sospechosa de alguna filiación política, como ya ocurre con la UACM. En otro caso, la golpiza que en el estado de México recibió un universitario hasta hace unos días consejero en la UACM, tiene el sello del desbordamiento de miembros de un partido político contra la universidad.

Read More

By

Hugo Aboites

¿Huelga en la UACM?

(La Jornada)

 

Hugo Aboites

 

Mas de

Hugo Aboites*

Con apenas una diferencia de nueve votos, el miércoles la asamblea sindical no estalló la huelga en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM), y prorrogó la decisión. De iniciarse el paro, cinco planteles, varios centros culturales, importantes proyectos de crecimiento de la universidad, innumerables investigaciones de profesores de tiempo completo y actividades culturales comunitarias quedarán suspendidas y, de tajo, también la formación profesional y universitaria de 17 mil estudiantes.

Read More

By

Hugo Aboites

Despojo a la ciudad

(La Jornada)

 

Hugo Aboites

 

Mas de

Hugo Aboites*

A diferencia de las demás entidades federativas, que se encargan de la escala educativa completa (básica, media superior y superior autónoma), el gobierno federal nunca ha permitido o facilitado a la ciudad llegar a ese punto. Y ahora sucede que hasta lo poco que ha podido crear –los niveles superiores de educación– es objeto de hostigamiento. No sólo por momentos la Secretaría de Educación Pública (SEP) se suma a la campaña de descalificación, busca aplicar la reforma educativa en la media superior y superior, sino que, ahora, parece optar por el acoso financiero. Ha decidido suspender a la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM) casi todo el subsidio que ya le había otorgado la Cámara de Diputados. Una medida extralegal y agresiva contra una universidad pública y autónoma, y un despojo a la Ciudad de México.

Read More

By

Hugo Aboites

Universidad y la era de Trump

(La Jornada)

 

Hugo Aboites

 

Mas de

Hugo Aboites*

A las comunidades y burocracias universitarias este periodo nos obliga a redefinir nuestro papel, y a profundidad. Lo primero es tener en cuenta que precisamente por ser parte constitutiva de los centros de conocimiento por excelencia, a los universitarios nos corresponde generar e impulsar corrientes vigorosas de pensamiento que favorezcan una comprensión a fondo de lo que está ocurriendo. Ir más allá del nivel de algunos medios de reducir todo a un personaje malvado. Al personalizar en exceso ocultan el panorama real de una poderosa crisis del capitalismo que lo obliga, casi, a recurrir a planteamientos nacionalistas de corte cada vez más fascistas. La xenofobia, la revitalización del patriarcado, la expansión del trabajo precario, la persecución a los periodistas, los maestros y las políticas agresivas contra universidades, así como el belicismo militar han sido los acompañantes y los soportes de salidas con enormes consecuencias en sufrimiento. Sólo la Segunda Guerra Mundial –generada por el proyecto nacional-fascista europeo– costó cerca de 50 millones de muertes, sobre todo de jóvenes soldados, pero también de mujeres, niños y ancianos civiles. En la ola de violencia desatada, se llegó incluso al bombardeo atómico de poblaciones civiles. Puedo estar equivocado o incompleto en esta postura, pero precisamente de eso se trata, de discutir frente a la nación, y qué mejor lugar que hacerlo en y desde las universidades. Académicos, profesores, investigadores y estudiantes tienen hoy una responsabilidad enorme frente al país. Su silencio puede volverlos cómplices de una incomprensión generalizada sobre qué está pasando, y, con eso, comenzar a pensar cuáles son las salidas nuestras, las que podemos obligar a asumir a quienes mandan en el país.

Read More

By

Hugo Aboites

Carta al jefe de Gobierno de la CDMX

(La Jornada)

 

Hugo Aboites

 

Mas de

Hugo Aboites*

Ciudadano Dr. Miguel A. Mancera: Hace tres décadas, cuando México enfrentó una crisis de profundidad semejante a la que ahora comienza, el gobierno federal tomó tres decisiones que marcaron durante años el curso de la historia del país. La primera fue negociar solos y desatender los llamados a formar una poderosa unidad latinoamericana de deudores. La segunda consistió en pensar y decidir el rumbo del país de manera cupular y excluyente, y la tercera, hacer un drástico recorte al gasto social, especialmente al de educación. Como consecuencia de todo esto, las grandes mayorías del país sufrieron un deterioro brutal en sus condiciones de vida y se incubó el actual desgarramiento social. Tampoco esas grandes mayorías tuvieron oportunidad de hacer oír su voz respecto de cómo debería responderse a los Trump de entonces: FMI, Banco Mundial y gobierno estadunidense. Como resultado, México no sólo negoció solo, sino que solos y por su cuenta sus gobernantes se allanaron, de antemano derrotados, frente a una masiva coalición de gobiernos y bancos internacionales.

Read More